Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 29/11/2020
SIETES contiene 93175 citas

 
Ref. ID 103547
 
Tweet
Willems RPJ, van Dijk K, Ket JCF, Vandenbroucke-Grauls CMJE. Evaluation of the association between gastric acid suppression and risk of intestinal colonization with multidrug-resistant microorganisms. A systematic review and meta-analysis
JAMA Internal Medicine (JAMA Intern Med)
24 de febrero 2020
página(s) 1

La supresión de la acidez gástrica prolongada causada por el tratamiento con inhibidores de la bomba de protones (IBP) o antihistamínicos H2 (AH2) puede ser causa de aumento de la susceptibilidad a infecciones.

Los IBP dan lugar a modificaciones de la flora intestinal, que muy bien podrían no manifestarse durante largo tiempo, pero ser causa de morbididad más adelante. Además, algunos estudios han sugerido que las personas expuestas a IBP son portadoras de gérmenes multirresistentes (MR).

En esta revisión sistemática y metanálisis de 26 estudios observacionales (de casos y controles, de cohortes y transversales) en un total de 29.382 pacientes (de lo que un 39% consumía IBP o AH2), la exposición a estos fármacos se asoció a un incremento del riesgo de colonización intestinal por MR. En el metanálisis principal, de 12 de los estudios que dieron valores ajustados de OR, el valor de este fue de 1,74 (IC95%, 1,40-2,16). En el conjunto de los 26 estudios fue similar (OR=1,7).

Se hallaron estos resultados también para enterobacteriáceas productoras de ß-lactamasa de amplio espectro, carbapenemasas y ß-lactamasas AmpC mediada por plásmido) y para enterococo resistente a vancomicina.

Generalmente la asociación fue observada con los IBP (aunque hubo pocos estudios en los que se examinara el efecto de los AH2).

En dos estudios se examinó el efecto de la duración de la exposición a IBP, y ambos mostraron una correlación entre duración y grado de colonización por MR.

Los autores advierten que este efecto adverso de los supresores de la acidez gástrica se añade a otros recientemente descritos y, visto el incremento global de las resistencias bacterianas a antibióticos, debe constituir un llamamiento a un consumo más prudente de los supresores de la acidez gástrica.

[Aparte del interés de estos resultados, es una lástima que la naturaleza no prospectiva de la mayoría de los estudios no permitiera calcular valores de incidencia y de riesgo absoluto de colonización y -preferiblemente- de infecciones por gérmenes multirresistentes.]